Embajada de Suiza en México

Fund. Deportivo Suizo y Colegio Suizo

Fundación del Club Deportivo Suizo y el Colegio Suizo de México

Abordar el tema de la fundación de estas instituciones suizas pilares es hacer un recorrido por el pasado y, a su vez, por la historia de la comunidad suiza en la Ciudad de México. Después de escuchar varios testimonios, también me da la impresión que la fundación de dichas instituciones está entrelazada y refleja una evolución que se dio de manera paralela a la inmigración suiza en México.

Cuentan los hijos de los "viejos", refiriéndose a aquella generación de suizos que llegó antes de la Revolución Mexicana, que antes de que se construyera el primer Club Suizo ya existía un Club Suizo de Tiro que se ubicaba en La Villa. Otro Club Suizo también ya operaba en colaboración con la comunidad holandesa, pero se encontraba en la calle Isabel La Católica. En Guadalajara, Jalisco, la comunidad helvética también tenía un club como se desprende de sus estatutos de junio de 1924.

Esa fuerte nostalgia que marca a las primeras generaciones que dejan su patria llevó a un grupo de suizos a fundar el primer Club Deportivo Suizo en 1927/28 en la esquina de Nicolás San Juan y Gabriel Mancera. El centro deportivo, como muestra el Album Helvetia del 1° de agosto del '33, era administrado por una mesa directiva compuesta de 13 miembros suizos y contaba con más de 250 socios. El álbum entero es una verdadera huella de todos los benefactores que apoyaron la causa helvética desde su inicio.

Años más tarde los miembros fundadores del primer club decidieron llevar a cabo una reestructuración y vendieron las instalaciones al Club Deportivo Italiano. Esta reorganización dio lugar a la creación de la Asociación Suiza de México, AC en 1941, constituyéndose como la nueva dueña del segundo Club Deportivo Suizo de la calle San Borja que se terminó de construir en el '41 y se edificó sobre 9268.58 m², un predio que fue donado por dos familias suizas.

Con el pasar de los años el número de connacionales suizos en la capital aumentó y ya entonces existía el interés de fundar un colegio suizo. A principios de 1964 un pequeño grupo de compatriotas se fijó la meta de crear el Colegio Suizo para el siguiente año escolar. Iniciaron todas las acciones pertinentes y el acta constitutiva se firmó el 28 de agosto de 1964. El Colegio Suizo de México, AC se inauguró el 30 de enero de 1965 en presencia del entonces Embajador de Suiza en México, Dr. Ferdinand Bernoulli e inició sus actividades con un par de grupos preescolares y de educación básica el 2 de febrero en la casa marcada con en el #1010 de la calle Eugenia.

El éxito del nuevo colegio no se dejó esperar y el espacio de la casa en Eugenia pronto resultó insuficiente. Dos años más tarde, la mesa directiva de la Asociación Suiza de México, AC tuvo a bien cederle al colegio una franja de 2534 m² y gracias a la generosa donación de un suizo el colegio estuvo en la posibilidad de adquirir otros 2500 m², terreno que albergó las nuevas instalaciones del colegio y que inició sus operaciones en 1971.

Este portrait es una breve mirada a la historia de la fundación de ambas instituciones. Tiene como objetivo ser un homenaje a todas aquellas familias que se involucraron en los proyectos activamente y a las siguientes familias, empresas e instituciones que hicieron aportaciones (económicas y en especie) para la fundación de los proyectos, según se desprende del citado álbum, del Libro de Oro del segundo club (1938) y de los primeros informes anuales del colegio (1964-1967):

Abascal, Aeberli, Amsler, Amstein, Anliker, Allenspach, Albiswerke Zürich, Aluminium Industrie AG, Amstein, Arispe, Bach, Bachmann, Baitenmann, Bauer, Behn-Eschenburg, Benz, Bigler, Blatter, Blum, Boelsterly, Bourcart, Brunner, Bruppacher, Bühler, Buehler+Cie. Uzwil, Blum, Camenisch, Cameroni, Casa Mundet, Chuit, Naef & Cía., Ciba Basel, Défago, Despacho R. Hernández H., Dreher, Dolder, Dornbierer, Dunanh, Engster, Fassnacht, Faesi, Frohmader, Forster, Frey, Friederich, Fries, Gaisman, Gallopin, Gerber, Grether, Haas, Halbeisen, Herzig, Hofmann, Huber, Hunziker, Jacober, Jacot, Jagon, Jean, Jost, Kaiser, Käse Export AG, Keller, Knittel, Kuenzler, Kull, Lack, Landolt, Lanz, Lemann+Cie., Leuze, Levy, Lombard, Luzi, Lüthi+Moser, Mahler, Maschienenfabrik Oerlikon, Maschinenfabrik Schärer, Marmillod, Mehl, Meier, Merten, Mezger, Mollet, Mooser, Müller, Muntwyler, Muttenzer, Nessi, Nigg, Noeh, Oris Watch, Panchaud, Peter, Perret, Pival, Pilz, Pometta, Probst, Regazzoni, Reichenback, Rellstab, Scheibler, Scheuchzger, Siegrist, Societé Financière du Mexique (Genève), Societé de la Viscose Suisse, Sommerhalder, Sonnenberger, Stahlhut, Standard Sanitary, Steiner, Stoffel, Straub, Stump-Tobler, Stutz, Sulzer, Thalmann, Trachsel, Trueby, Vadillo, von Mohr, Walker, Warnery, Weber, Weil, Wettstein, Wick, Wirz, Zollinger, Zulliger y todos los corporativos suizos a través de sus representaciones de aquel entonces en Ciudad de México.

El presente tiene sus cimientos en el pasado, aunque tal vez pensemos que estamos descubriendo el mundo. Gracias a todas y cada una de las personas que participaron durante décadas voluntaria y desinteresadamente velando en todo momento por el objetivo colectivo y por el bien común de la comunidad suiza. Por esta sencilla razón prosperaron.


Schweizer Club, 1921 Foto cortesía

Schweizer Club, 1921
Foto cortesía

Segundo Club Suizo inaugurado en 1941  Foto cortesia

Segundo Club Suizo inaugurado en 1941
Foto cortesia

Club Deportivo Suizo, 1948 Foto cortesía

Club Deportivo Suizo, 1948
Foto cortesía

Inauguración CSM 1971 Foto G. Stump

Inauguración CSM 1971
Foto G. Stump